Seleccionar página

Esta raza originaria del Reino Unido empleada como guardia de seguridad y perro de guerra; a pesar de su gran tamaño, se define como dulce, leal y noble, por lo que es un excelente animal de compañía, siempre que se preste atención a su temprana educación a fin de evitar, problemas de comportamiento durante su adultez.

También llamado Old English Mastiff casi quedan extintos durante los últimos días de la Segunda Guerra Mundial, es gracias a la previa importación a Canadá y Estados Unidos de algunos ejemplares como consigue sobrevivir y llegar a día de hoy como un can de gran popularidad en diversos países. Claro, que no es precisamente su historia lo que le interesa a alguien que esté analizando la posibilidad por eso se trae todo lo que hay que considerar antes de llevar a casa un Mastín Inglés.

Características básicas

Para empezar el Mastín Inglés es uno de los perros más grandes que existen en el mundo y su esperanza de vida se estima entre los 7 y 14 años. Anatómicamente hablando su cuerpo es rectangular, – lo que implica que es más largo que ancho – pesa unos 60 a 100 kilogramos y puede llegar a medir hasta 80 centímetros de altura. El pelaje puede ser de color beige, durazno o manchado, caracterizado por ser corto, fino y áspero; en su gran cabeza cuadrada destacan sus pequeñas y gachas orejas a los lados, sus bien separados ojos pequeño y oscuros, así como una negra nariz y hocico.

¿Cómo se comporta el Mastín Inglés?

A grandes rasgos se habla de un perro sumiso, sin embargo, es necesario tratarlo con prudencia debido a la fuerza extraordinaria que dificulta su control. De esto se deriva la necesidad de educarlo desde cachorro.

Como animal doméstico es complaciente, tranquilo y algo tosco,a menudo se golpea con facilidad; se relaciona muy bien con los niños, aunque conviene la supervisión de un adulto cuando interactúa con los más pequeños debido a su tamaño y peso.

Un animal fiel y noble con su familia

El Mastín Inglés es valiente, afectuoso y siempre tratara de proteger a su familia frente a cualquier situación de peligro, en especial a su amo favorito, por ende, es probable que esté algo a la defensiva cuando un llegue un desconocido al hogar, pero bastará con que su padre humano se muestre amistoso con la visita para que el perro cambie su perspectiva.

¿Qué enfermedades puede presentar un Mastín Inglés?

Referente a su salud, suelen presentarse algunos ejemplares casos de ectropión, membranas pupilares persistentes, torsión gástrica, displasia de retina, hiperplasia vaginal y cálculos renales, pero ninguna representa una patología demasiado frecuente.

Cuidados básicos que deben dársele a un Mastín Inglés

Debido a su tamaño, esta raza de perros requiere de vivir en un lugar con gran espacio; será necesario sacarlos a pasear a por lo menos tres veces al día para drenar la energía que acumulan.

Por otra parte, hay que poner especial cuidado a la alimentación para que sea calibrada y así evitar problemas de sobrepeso. En cuanto al aseo, será suficiente con bañarlos cada seis u ocho semanas, su pelaje no requiere corte alguno sino un buen cepillado semanal.

Puede interesarte:  Pekinés

Como cualquier otro animal, habrá que cuidar de sus uñas, dientes, orejas y ojos, llevarlo periódicamente al veterinario y mantenerlo al día con cada una de sus vacunas.

Aunque el mastín inglés contribuyó al desarrollo de una serie de razas caninas -incluidas el Bullmástiff – en la actualidad es una raza poco común; de tener la oportunidad y el ambiente necesario para tenerlo, se recomienda no dudar en llevarlo a casa.

Mastín Inglés
5 (100%) 1 vote

Pin It on Pinterest

Shares
Share This